Saltar al contenido
Androidealmando.com

Huawei y ZTE en la picota de nuevo

11 diciembre, 2018
huawei

 

 

Japón excluye a ambas del proyecto 5G.

Duro revés para ambas empresas chinas, que llevan un buen tiempo siendo rechazadas por temas relacionados con la seguridad. Ahora ha sido Japón, el cual sin entrar en demasiados más datos para no entorpecer las relaciones entre ambos países, que estaban mejorando últimamente, han excluido a ambas compañías del concurso público para el despliegue del 5G. Desde luego es un duro golpe para dos empresas que querían estar en el negocio del 5G ya que supone suculentos ingresos. De esta manera, Japón se suma a otras que también han rechazado a ambas empresas por el mismo motivo. Si a esto le sumamos que EEUU ya prohibió a las instituciones del país el uso de sus equipos también por temas de seguridad, nos encontramos con una situación cuanto menos, incomoda. Hoy analizamos en que situación deja esta decisión a las empresas implicadas.

 

¿Es peligroso usar equipos Huawei?

Podríamos pensar por la decisión de estas grandes potencias que usar equipos Huawei y ZTE es peligroso. Bien, no creo que tenga demasiado que ver el tema seguridad a nivel usuarios, con seguridad a los niveles de los que los están rechazando. Es cierto que no te deja buen cuerpo saber que una de las empresas que más dispositivos vende, está en la picota por temas relacionados con la seguridad. Pero vamos, nada más lejos de la realidad.

Estamos hablando de equipamiento que poco tiene que ver con los móviles. Es como si vas en coche y te dicen que las motos son peligrosas y ya le coges miedo al coche. No tiene nada que ver, lo único en común es que los dos tienen ruedas. Pues con el tema de la seguridad pasa tres cuartas partes de lo mismo. Se les está rechazando para el tema routers y la infraestructura relacionada con esos temas. No porque sus teléfonos sean poco seguros o que puedan estar enviando información confidencial a China, que no tenemos que descartar tampoco que no lo hagan.

 

Huawei y ZTE perderán mucho dinero.

Ambas empresas están muy metidas en el tema de despliegue de telecomunicaciones. Mucho más de lo que podamos pensar. En nuestro país sin ir más lejos, están muy metidos en tema de despliegue de fibra y equipamiento. ¿Estamos en riesgo por ello? Pues no sé qué decir, pero también en todo esto hay mucho de locura generalizada. Dudo que sea la cosa como para ser tan extremistas. Entiendo que ciertas empresas gubernamentales se cubran las espaldas por tratar con documentación confidencial o sensible, pero de allí a que tangamos que alarmarnos porque nos puedan espiar los chinos…, nada más lejos de la realidad. Veremos como acaba todo esto, porque son ya demasiados los que rechazan a ambas empresas. Con lo cual, quizás sí que estamos ante un problema claro y directo. Lo raro es que no cambien o se adapten para dejar de estar en la picota.